×

Dólar supera los $ 1.000 y el campo reacciona, pidiendo templanza a los políticos

  • Compartir

Dólar supera los $ 1.000 y el campo reacciona, pidiendo templanza a los políticos

Dólar supera los $ 1.000 y el campo reacciona, pidiendo templanza a los políticos

Este martes, el dólar estadounidense trepó en su cotización informal (blue) a los $ 1.000, sobrepasando en algunas ciudades del interior esa cantidad.

La reacción del campo no se hizo esperar.

El presidente de la Confederación Intercooperativa  Agropecuaria (Coninagro), Elbio Laucirica dijo a Valor Agro Argentina que la actual situación económica será analizada por su entidad y en el seno de la Mesa de Enlace.  Señaló que «la suba del dólar, sumado a la inflación traerá efectos importantes, con aumentos de precios en general y que repercutirá en los insumos internos de las distintas producciones».

El dirigente cooperativista manifestó que «no debería repercutir en aquellos insumos dolarizados, excepto en aquellos casos como la maquinaria agrícola que no están los dólares oficiales disponibles».

Por su parte, la Sociedad Rural Argentina emitió un comunicado, no solo refiriéndose a la suba del dólar, sino también a las manifestaciones de los políticos a los que les pidió templanza.

El candidato de La Libertad Avanza, Javier Milei había dicho en Radio Mitre que aconsejaba a no renovar los plazos fijos «porque los pesos son excrementos y basura». Esto generó una inmediata reacción del Gobierno, que desmintió cualquier situación anómala en el sistema financiero.

La escueta declaración de la SRA se titula:“La sociedad merece la templanza de todos” y expresa: «Ante la situación política, económica y social que atraviesa el país, agudizada en las últimas jornadas, nuestra entidad manifiesta suma preocupación y llama a la templanza de todos. La inflación, el precio del dólar, la inseguridad, la inestabilidad financiera, la campaña electoral, entre otros factores, nos llenan de incertidumbre e intranquilidad a todos los argentinos. Estamos convencidos que a través de los comportamientos responsables de los políticos, los dirigentes, los gobernantes, los empresarios y los mercados, se conseguirá evitar daños, dificultades e inconvenientes aún mayores a los que nos toca enfrentar como sociedad. Nuestro país atraviesa un proceso eleccionario que debería ser una fiesta para todos. 40 años de democracia nos deberían hacer repensar nuestros comportamientos haciéndonos responsables del futuro que vamos a tener».