×

Consignatario Carlos Colombo: “Probablemente se exporte más de lo que se consume acá”

  • Compartir

Consignatario Carlos Colombo: “Probablemente se exporte más de lo que se consume acá”

Consignatario Carlos Colombo: “Probablemente se exporte más de lo que se consume acá”

Sin dudas, el consumo y la exportación de carne en la Argentina tuvo un viraje sustancial con la nueva política aplicada por el Gobierno de Javier Milei sacar las restricciones que tenían los envíos al exterior.

En los primeros meses, hubo avances en la apertura y ampliación de nuevos mercados. La habilitación de carne con hueso para Israel y la ampliación para  Indonesia y Japón, en este caso con cortes Premium, son algunos de los primeros pasos.

En Valor Agro Argentina, fuimos a busca  a consignatarios que forman parte del mercado de referencia de Cañuelas, para conocer cómo analizan la apertura de nuevos mercados, comenzando por la reciente habilitación de Israel.

Juan Santillán, consignatario de ganado de la firma Lanusse- Santillán, consideró que la habilitación por parte de Israel para exportar carne con hueso a ese país, “es una noticia muy alentadora”.

“Cuantos más mercados se abran, cuantas más oportunidades de negocios hayan para la producción, siempre va a ser mejor para todos, para el país porque van a entrar más divisas y para los productores ya que van a ganar más plata y van a querer invertir más, recrear más sus novillos o novillitos para vender un novillo pesado con ese destino, así que son todas buenas noticias apostando al futuro”, reflexionó.

Por su parte, Carlos Colombo de Colombo y Magliano, alentó:  “Yo creo que siempre que se abre algún mercado es bueno, es positivo. Más si estamos hablando de carne con hueso. Así que siempre es bienvenido y siempre es bien recibida una noticia de una apertura de un nuevo mercado. Así que todo bien, buenísimo. Ojalá que se empiecen a dar las cosas y que sea todo como parece”.

Acerca de la coyuntura actual y cómo repercute en la ganadería, Colombo aventuró que “vamos a estar atravesando, como todo el país, unos meses de reacomodo de precios para toda la industria. Pasamos de trabajar con un dólar de 300 y pico a hoy de 800, 800 y pico. Es parte de ver cómo se acomoda todo lo que es el consumo, el consumo interno, todo lo de la exportación”. Y analizó: “El país se ha transformado, históricamente fue o se trabajó 70% de la hacienda iba para consumo, el destino, y el 30% para exportación. Todo hace parecer que eso hoy ya estará en un 60-40 o 50-50 y probablemente se exporte más de lo que se consume acá”.