×

Productor y veterinario Carlos Arese sobre la vacuna contra la aftosa: “Gasto muchísimo menos que cuando empezó la lucha en los 90”

  • Compartir

Productor y veterinario Carlos Arese sobre la vacuna contra la aftosa: “Gasto muchísimo menos que cuando empezó la lucha en los 90”

Productor y veterinario Carlos Arese sobre la vacuna contra la aftosa: “Gasto muchísimo menos que cuando empezó la lucha en los 90”

En medio de una  gran polémica por el costo de la vacuna contra la fiebre de aftosa, avalada por gremiales de productores que han manifestado sus quejas, el pampeano Carlos Arese, que desde hace años trabaja en una Fundación que lucha por la erradicación de esta enfermedad, nos da una visión distinta.

En charla con Valor Agro Argentina reflexionó: “Lo veo con mucha incertidumbre y por ahí un poquito de malestar lo que provocan estas cosas que se traten en medio de una campaña donde somos todos iguales y sabemos que las condiciones de precios, de vacunación y todo duran para toda la campaña”.

Arese, quien es veterinario y productor de Realicó, La Pampa, analizó que “cuando pasa una cosa así, se crea cierta incertidumbre y cierto malestar porque dicen o estamos vacunando al c… o hacemos lo otro o porque me lo cobran más caro. Son cosas que se podían haber debatido en una intercampaña, entre dos campañas y eso hubiera sido mucho más prolijo”.

Asimismo, mostró su beneplácito con la rebaja anunciada por Biogénesis Bagó del 23% en el costo de la vacuna: “bienvenida sea la rebaja del precio”.

Precisamente sobre el costo de la inmunización, recordó “como productor agropecuario en el año 90, cuando empezamos esta lucha poníamos 3-2 Kg (novillo) y en la fundación donde pertenezco, siempre valía 1 kg de novillo o menos colocada la vacuna, así que en ese momento gastábamos 3 kg. Después en el 95-96 con la otra vacuna empezamos a vacunar dos veces, así que pasamos a gastar 2 kg porque eran dos dosis”. Y sumó: “Después dejamos de vacunar, ya vacunando una sola vez por año. O sea, que ahora estamos gastando 1 dosis y ½ el que tiene campo de cría y por ahí el que tiene invernada una dosis o ninguna, porque se han acelerado mucho los procesos de engorde e invernada”.

En el mismo sentido, Arese resumió: “Viéndolo por ese lado y gastamos el 30 o 35% de lo que gastamos en la década del 90 y hervíamos de aftosa, no teníamos mercado donde vender, estábamos castigados por todos lados y pertenecíamos al circuito aftósico. Por ese lado, como productor los costos los quiero tener en kilos y por ese lado gasto muchísimo menos que cuando empezó la lucha, por eso defiendo un plan como este porque aparte nos emparejó a todos, productores grandes, productores chicos, que en épocas anteriores jamás los productores chicos pagamos el mismo precio de la vacuna que los productores grandes. Y agregó: “en una etapa económica como esta, no sé si de incertidumbre, transición, no sé cómo llamarla, los productores chicos que siempre andamos medio escasos de moneda, si pedimos algún día fiado, te imaginas si no se hubiera manejado por el medio de una institución o de una fundación lo que pagaríamos la vacuna”.

Arese reafirmó su posición, haciendo una analogía con los repelentes en el caso del dengue. “Un ejemplo a tener en cuenta es lo que pasa con los repelentes en una cuadra y 7, 8 mil pesos de diferencia en el mismo envase. Yo no necesitaría de ninguna manera dejar de vacunar, yo creo que es la manera más barata de no tener fiebre, porque otros métodos o no, van a salir más caros o no te van a asegura. Es un seguro y es barato no tener fiebre y por eso yo insisto en seguir vacunando”, sostuvo.

Acerca de la importancia que tiene vacunar, el productor pampeano sintetizó: “Mi opinión puede ser muy chiquitita, pero más del 70% de la hacienda del mundo vive en países endémicos, así que el riesgo es permanente, porque hoy en el mundo no hay lugares lejos, sabemos que todo está cerca, el tráfico que hay de aviones, de gente, animales, hace que las cosas van de un lado para otro de forma rápida y si no tenemos el ejemplo, no nos sirvió para nada lo que sufrimos, lo que padecimos con el coronavirus, que paramos el mundo y el virus llegó a todos lados y enfermó a todo el mundo, lo que nos pasó con la peste porcina, con la influenza aviar, son ejemplos para rescatar y para que nos sirva para aprender. Entonces teniendo un seguro como la vacuna, creo que no debemos desperdiciarlo”.

Finalmente, no arriesgó una posición sobre si debe ser tetravalente o bivalente: “Ya los técnicos encargados en el tema y el SENASA lo están estudiando, así que esa gente preparada para el tema ya tomarán la mejor decisión, como han tomado otras veces, que nos ha llevado al éxito que han tenido con los planes”.